El taekwondista argentino Sebastián Crismanich anunció su retiro de la actividad profesional debido a sus problemas físicos.

“Me retiro por la lesión de la tibia”. El correntino agregó que “no se justifica pelear en inferioridad de condiciones” y marcó que “si no es por algo grande prefiero no pelear”. Crismanich se rompió la tibia el 14 de marzo del año pasado en un torneo previo a los panamericanos de Toronto.

En diálogo con Marketing de los Deportes Radio por Radio Synchro, el atleta también hizo mención a su relación con la marca Weber, con quien encabeza un proyecto en la Provincia de Chaco que incluye la construcción de un edificio para la Casa Garrahan que podráALBERGAR hasta 30 chicos de la zona. Crismanich explicó que la idea del proyecto es “capacitar a los padres de los chicos” mediante clínicas de nutrición para que los pacientes no deban trasladarse hasta Buenos Aires y que el complejo “tendrá toda la tecnología para que los chicos no tengan que viajar a Buenos Aires”.

El encargado de llevar la bandera nacional argentina en la ceremonia de clausura de Londres 2012 será el designado de portar la antorcha olímpica en representación de Argentina el 10 de julio en Florianópolis. Sobre este tema, el campeón de la categoría de 80 kilos en Londres 2012 expresó que “es un orgullo llevar la antorcha”. Crismanich agradeció “la oportunidad de representar a  los compañeros atletas”.
Por último, el correntino expuso las diferencias económicas entre los atletas argentinos y las potencias económicas: “El ENARD y la Secretaría de deportes nos financian los gastos y estamos mejor, pero la diferencia con los países potencia es mucha”. Crismanich contó que se encuentra trabajando en el Comité Olímpico Argentino “en busca de soluciones para los deportistas amateur luego de la actividad deportiva”.